viernes, 1 de enero de 2016

Inclusa Pamplona I


Apreciados lectores que entrais en mi blog con este titulo: Un saludo muy cordial. Cuando di comienzo a mis trabajos de procesar las Actas de los archivos de Bautizados de Sangüesa, me encontré gran cantidad que eran hijos de padres desconocidos y donde solamente figuraba el nombre de pila del Bautizado, pero al confeccionar las Bodas y los Difuntos, no me aparecían los antepasados con este mismo origen en todos los casos, con lo cual yo entendí que los párrocos al confeccionar el acta, omitían este detalle y no sabía si era que lo ignoraban o no querían hacerlo constar. Tampoco se lo pegunté si ellos tenían conocimiento de esta circunstancia, puesto que en el siglo XX no hubo más que 3 casos. El detalle es el siguiente:

De 1574..a… 1599……….11
De.1600..a… 1699……..110
De.1700..a…1799………121
De.1800..a…1899……….87
De 1900..a…1999………..3

De la totalidad de apellidos que tengo entre todas las actas, que suman 187.318 con 7.035 distintos, solamente figuran 1.034 con la letra N, cuando en realidad debían ser 2000 los que tenían que figurar. Por este motivo y para evitar discriminaciones pensé que lo mejor era borrar la palabra INCLUSA de los registros, ya que para muchos podía ser vejatorio. En aquellos tiempos cuando una mujer tenía un hijo de pecho, tenia mucha leche y quería aumentar sus ingresos, se apuntaba en el Ayuntamiento con este fin y éste lo ponía en conocimiento de la Inclusa de Pamplona que le mandaba un recién nacido. En Sangüesa lo bautizaban, le ponían nombre de pila e hijo de padres desconocidos. Ignoro si en los despachos parroquiales se llevaba un control de estos casos, pero si no, en mis ficheros es imposible localizarlos y como se ve, en el siglo XX sólo hay tres casos, pues habían mejorado las condiciones económicas. Si el niño era de una moza de Sangüesa, ya no podía ser dos N, ni de la Inclusa.

Es muy difícil y solamente el interesado puede ejercer su derecho en buscar a sus padres biológicos. Conocí dos casos personalmente: Una muchacha hija de madre soltera, fue adoptada por una personalidad de Pamplona. Cuando fue mayor, y no antes, la madre biológica hizo los imposibles por recuperarla, convenciendo a la hija y al fin lo consiguió. La muchacha pasó del entorno de la élite de la alta sociedad de Pamplona a la casa de un jornalero de Sangüesa. Obligada a convivir en un ambiente hostil con los muchachos del pueblo, estuvo dos o tres años y desapareció. Ignoro si volvió con sus padres adoptivos, cosa que no creo o qué fue de su vida. Pero nada agradable por que había abandonado a las dos madres. Otro caso: En el Centro Navarro de Barcelona. Una joven soltera había dado a luz en Pamplona y como documento no tenía más que una cuartilla donde figuraba la sala y la cama donde había dado a luz. No sabía ningún detalle más de su hijo. Para unas madres un drama, para otras más tranquilas, una preocupación menos.
Por eso a los que me visitáis con la esperanza de conseguir algún dato de mis archivos, siento deciros que yo no veo ningún resquicio, tendríais que visitar los Libros de Registro en el despacho parroquial y que aquí se lleve desde antiguo algún control que repito lo ignoro. Un abrazo. Belascoain

2 comentarios:

David G. Goñi dijo...

Hola Pedro, muy interesante tu blog y muchas gracias por toda la información.

Estoy recopilando mi genealogía del apellido Goñi en Leache, me he topado con padres incógnitos y procedencia de la inclusa de Pamplona, probablemente durante los años de la guerra de la independencia 1806-1814 aproximadamente. ¿Hay alguna forma de conocer cómo llegaron a la inclusa o algún dato más?

Muchas gracias por su ayuda.

David

Pedro Belascoain dijo...

Amigo David. Goñi de Leache : Perdona no haber leido antes tu comentario pero escribeme a mi dirección pedrobelascoain@gmail.com que te explicaré como funcionaban los registros parroquiales y la Inclusa en aquellas fechas.Un saludo muy cordal. Pedro